Buscar
  • Sara Marchena

"Reúso del agua para un Turismo Sostenible"

Actualizado: 25 oct


En la República Dominicana, 6 de las 32 provincias no tiene recursos hídricos suficientes para satisfacer la demanda mientras que otras 14 provincias están sufriendo de escasez de agua e intrusión salina. Ciudades principales y zonas turísticas tienen el adicional problema de aguas subterráneas contaminadas. En la actualidad, en el año 2020, solo 18% a 20% de las aguas residuales son tratadas a nivel municipal. Además, los macroproyectos de infraestructura son costosísimos e implican una inversión estimada por encima de 6 mil millones de dólares.

Esto crea la necesidad de sistemas descentralizados, eficientes y de bajo costo de capital y operaciones.

La industria turística tiene una alta y constante demanda de agua de calidad 24/7. Destacaron que los sistemas ASPIRAL™ de tratamiento de efluentes descentralizados y en configuraciones modulares permiten que los hoteles y complejos turísticos puedan satisfacer parcialmente dicha demanda mediante el reúso del agua con estos sistemas que eliminan 96% de la carga de nutrientes en un solo paso y con eficiencia energética produciendo un efluente de alta calidad y apto para su reutilización en el riego de las áreas verdes, limpieza, control de incendio y enfriamiento, creando así una economía circular ya que al reutilizarse el agua, se reduce la cantidad de agua primaria requerida y, por consiguiente, reduce la demanda de agua dulce, especialmente en los pozos cercanos a las costas donde la capa de agua dulce es limitada. Además, con la tecnología MABR™ se puede realizar un “retro-fit” de sistemas existentes que estén generando olores desagradables, que tengan altos costos de operaciones o que no cumplen con los estándares del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales.


En los últimos años a nivel mundial, el agua subterránea almacenada en acuíferos se ha ido agotando más rápido de lo que las precipitaciones pueden rellenarlos y el problema se ve agravado por el cambio climático en muchas áreas. Entre 1900 y 2008, el bombeo agotó 4.500 km3 de agua subterránea en todo el mundo. Incluso con los esfuerzos intencionales actuales para rellenar los acuíferos, un proceso conocido como recarga administrada de acuíferos la reducción aumentó a 145 km3/año del 2001 al 2008.


Esta nueva tecnología MABR™ para el reúso del agua de Fluence, puede mejorar muchos tipos diferentes de agua de origen, desde aguas pluviales hasta efluentes a costos de energía mas bajos que antes. La paquetizacion inteligente de estos sistemas permite una configuración fácil y poca construcción en ubicaciones de recarga de acuíferos estratégica, además de que los requisitos de baja energía de MABR son aptos para su uso con energías alternativas como la energía solar.

Los ejecutivos concluyeron que esta tecnología podría reducir considerablemente la presión sobre los recursos hídricos naturales en el país. En la medida en que aumente la demanda de agua, se puede usar agua reciclada para mantener fuentes de agua para ecosistemas críticos, como los manglares y los niveles de agua subterránea, garantizando el abastecimiento de agua que requiere la industria turística para continuar siendo uno de los principales motores de desarrollo por muchos años por venir.

6 visualizaciones0 comentarios